Come one skinny love

No existen palabras más falsas que “tiempo” o “lejanía”. Nos parecen océanos intransitables, imposibles de cruzar, separando para siempre cuerpos. Y de repente tiempo y lejanía apenas son una lluvia de verano que ni siquiera moja, pero si deshace años y kilómetros. Hemos cruzado años y ciudades para seguir temblando al tocarnos y aunque somos más sabios, nos miramos sorprendidos al descubrir que tiempo y lejanía pueden ser un abismo de pocos metros y segundos o una intimidad de miles de kilómetros y largos años de separación.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s